Conocé todo Bluffing (Morder) Comportamiento En Loros


Est√°s en Loros y aves mascotas – Comportamiento y entrenamiento de aves mascotas Bluffing (Morder) Comportamiento En Loros


Con demasiada frecuencia, las personas que tienen loros j√≥venes se despiertan y descubren que su dulce pajarito se ha convertido en un peque√Īo monstruo agresivo y mordaz. Si esto suena como tu amigo emplumado, entonces no pierdas la esperanza, muchas aves exhiben este tipo de comportamiento durante la adolescencia.

Se vehemencia etapa de ¬ęfachenda¬Ľ, y aunque muchos loros la atraviesan, algunas especies, en particular los periquitos indios Ringneck, los loros de Senegal y los guacamayos, son m√°s propensos a cometer faroles que otros.

Las caracter√≠sticas distintivas de los faroles son embestir, mordisquear, morder, silbar y una resistor normal a la interacci√≥n. Las aves pueden entrar en esta etapa aparentemente de la confusi√≥n a la ma√Īana, y generalmente cuando tienen entre 4 meses y un a√Īo. Nadie sabe con certeza por qu√© algunos loros pasan por la etapa de fachenda, pero muchos especulan que se debe a los cambios hormonales que ocurren cuando el ave cambia de un alegre a un adulto.

Si acertadamente puede ser ligera alejarse de un locuaz bravucón, esa no es necesariamente la mejor ruta a seguir.

Muchos nuevos propietarios de aves cometen el oneroso error de sostener a sus aves confinadas cuando est√°n faroleando, una acto que solo sirve para hacer que un locuaz sea a√ļn m√°s retra√≠do y antisocial.

La mejor guisa de guerrear con un ave zagal opuesta es continuar con su rutina, ignorando completamente el mal comportamiento. Esto NO significa que deba descuidar a su ave; a√ļn as√≠, √©l o ella deben ser socializados y manejados todos los d√≠as. La esencia es comprender que la etapa de fachenda pasar√° y que no debes tomar el comportamiento de tu ave personalmente. T√ļ ser√° ser disminuido en T√ļ ser√° ser ¬ęmaldecido¬Ľ en (con suerte en el habla del locuaz), y usted ser√° Probablemente sea mordido unas cuantas veces. No significa que seas un mal propietario o que tu ave no te ame, sino que debes prestar mucha atenci√≥n a la forma en que reaccionas en presencia de el comportamiento de tu mascota. Tu p√°jaro seguro lo har√°! Para asegurarte de que t√ļ y tu mascota superen la per√≠odo de baladronada con tu relaci√≥n y tu v√≠nculo intactos, ten en cuenta estos consejos cuando te enfrentes con el mal comportamiento de tu ave:

  • Nunca le grites al p√°jaro. Solo fomentar√° su comportamiento indeseable, ya que las aves no ven las vocalizaciones fuertes como negativas.
  • Trate de no alejarse de las picaduras. Esto puede ser dif√≠cil de hacer, especialmente porque esos picos pueden ser muy dolorosos, pero si puedes sostener la calma y empujar interiormente un locuaz en puesto de alejarse de √©l, el locuaz pronto aprender√° que morder no lo lleva a ninguna parte.
  • Nunca golpees a tu p√°jaro. Apartado de ser extremadamente peligroso, no tiene sentido ya que el ave no puede ver este comportamiento como consecuencia de sus acciones.

La paciencia es una virtud cuando se alcahueter√≠a de un p√°jaro fachenda. Dependiendo del individuo, la etapa de fachenda puede durar desde un par de semanas hasta unos pocos meses. Sin retenci√≥n, con un mont√≥n de trabajo y un refuerzo positivo, encontrar√° que su pajarito enojado volver√° a ser agradable otra vez, ¬°y valdr√° la pena todos los dolores y molestias que acompa√Īan a la adolescencia aviar!

Deja un comentario