Conocé todo Empollando


Est√°s en Loros y mascotas Aves – Mascotas Aves Vitalidad y bienestar Empollando


La mayoría de las personas que tienen aves en la comunidad tienen loros mascotas. Y adecuado a que en ingenuidad son aves, la mayoría de los loros hembra son completamente capaces de poner huevos. Este es un hecho ya sea que se reproduzcan o no con un pilar. 

Muchas aves en cautiverio no ponen huevos porque las condiciones que sostienen la puesta de huevos deben ser correctas. Si no hay ocupaci√≥n para colocarlos, como en un espacio peque√Īo y cerrado como una caja, simplemente no van a poner huevos. Correcto a la errata de hoyos en los nidos de los √°rboles, las aves en la naturaleza simplemente no ponen muchos huevos ni aumentan la cantidad de beb√©s que utilizaron, lo que explica la disminuci√≥n de las poblaciones silvestres.¬†

Debe suceder condiciones suficiente precisas en la naturaleza para que los loros se reproduzcan. Deben tener suficiente comida y agua, deben tener un ocupaci√≥n seguro para poner sus huevos e incubarlos y deben poder permanecer all√≠ para cuidar sus cr√≠as hasta que aprendan a esfumarse. Un agujero de √°rbol es consumado para un charlat√°n porque, con la excepci√≥n de los loros cu√°queros, no construyen nidos ni casas de ning√ļn tipo. Deben encontrar un refugio formado l√≥gicamente para criar a sus cr√≠as.¬†

Muchas personas tienen aves m√°s peque√Īas que ponen muchos huevos cuando entran en condiciones de reproducci√≥n. Esto puede ser dif√≠cil para su vitalidad porque la puesta de huevos requiere un agotamiento de calcio para la c√°scara de huevo. Sin confiscaci√≥n, las aves hembras simplemente hacen lo que viene l√≥gicamente y ponen huevos.¬†

Próximo con la aprieto de poner huevos y la posterior producción de esos huevos, aparece un comportamiento que es necesario para mantenerlos viables hasta que eclosionen. Una vez que pone todos los huevos que va a poner, la hermana debe estar repertorio y dispuesta a sentarse en ellos durante un período prolongado de tiempo para incubar los huevos, así como para cuidar a los bebés que nacen. 

Imagina que tu m√©dico te diga que debes advenir los pr√≥ximos treinta d√≠as en la cama. No puede irse excepto para encontrar comida y debe persuadir a su c√≥nyuge para que se acueste en la cama hasta que regrese. Esto es contra lo que se enfrenta la hembra. As√≠ que la hermana naturaleza la ayuda poni√©ndola en el estado de humor para estar contenta con este estado de cosas. Esta ¬ęcr√≠a¬Ľ se produce mediante la secreci√≥n de una hormona que causa este comportamiento deseado por la Naturaleza. El per√≠odo de incubaci√≥n en el que la Mama debe permanecer en sus huevos var√≠a de una especie a otra.¬†

Esta ¬ęcr√≠a¬Ľ se caracteriza por que mam√° se sienta sobre sus huevos y se ponga agresiva si alguno se acerca a ella o a su agrupaci√≥n de huevos. Los pollos a menudo arrancar√°n plumas de su pecho, preciso donde los huevos estar√≠an debajo de ella, de modo que su piel caliente est√© en contacto con los huevos. Este punto descubierto en el pecho de la gallin√°cea a menudo se denomina ¬ęparche de cr√≠a¬Ľ. Algunas hembras de ciertas especies autom√°ticamente arrojar√°n esas plumas en el √°mbito del pecho, pero otras las sacar√°n por s√≠ mismas y alinear√°n su madriguera con ellas.¬†

Los pollos utilizar√°n las plumas desplumadas como aislante para sus huevos y igualmente sirven como relleno.

¬†La crianza igualmente puede ser provocada por el clima c√°lido, los largos d√≠as de luz solar, la disponibilidad de un peque√Īo espacio ambiguo y materiales de anidaci√≥n como papel o una frazada. La presencia de un pilar igualmente puede hacer que su hembra se convierta en una condici√≥n de reproducci√≥n, as√≠ como en poner huevos y comenzar a meditar.¬†

Una de mis mujeres grises africanas decidi√≥ presentarme dos huevos inf√©rtiles durante un per√≠odo de seis d√≠as. ¬ŅQu√© lo caus√≥ ? Mi corazonada es el hecho de que ella ten√≠a una caja en su trullo, as√≠ como una timonel telef√≥nica que le gustaba morder.¬†

Uno de mis otros grises africanos es un hombre y su presencia probablemente no ayud√≥ en falta. As√≠ que tuve las condiciones perfectas para que ella pusiera sus huevos: era √©poca de reproducci√≥n, ten√≠a un peque√Īo espacio cerrado, los d√≠as se hac√≠an m√°s largos, lo que le daba m√°s sol, ten√≠a una buena dieta y un pilar estaba en la misma habitaci√≥n. . Simplemente la dej√© tener sus huevos durante aproximadamente un mes y me los quit√© en silencio mientras ella estaba en su puesto de manducar. Cuando la devolv√≠ a su trullo, mir√≥ a su cerca de durante unos minutos y luego sigui√≥ con su d√≠a. Creo que se sinti√≥ aliviada de que ya no estuvieran all√≠. En un d√≠a volvi√≥ a la normalidad. Igualmente quit√© la caja que fue desterrada a la basura, para nunca retornar a su trullo.¬†

Este instinto de anidación es crucial para prolongar la especie, ya que la diligencia de la hermana durante el período de incubación es necesaria para incubar a los bebés, así como para cuidar a esos bebés indefensos cuando vienen al mundo. Es un proceso dispendioso y la mentalidad empedernida causada por esas hormonas es lo que permite a las aves procrear. 

Editado por: Patricia Sund

Deja un comentario