Conocé todo FeLV (leucemia felina)


Est√°s en Salubridad y bienestar de los gatos – Enfermedades y trastornos de los gatos FeLV (leucemia felina)


FeLV (Virus de la leucemia felina) y FIV (Virus de inmunodeficiencia felina) se encuentran en la categor√≠a de retrovirus, el mismo tipo de virus responsable del VIH y algunas formas de leucemia humana. Aunque son poco similares, ni el FeLV ni el FIV se consideran enfermedades zoon√≥ticas, es sostener, los humanos no pueden contraer el VIH o la leucemia de gatos con FIV o FeLV (ni los gatos pueden contraer las formas felinas de estas √ļltimas enfermedades de un ser humano con VIH o leucemia).

Seg√ļn la AAHA (Asociaci√≥n Saco de Hospitales de Animales):

La leucemia felina (FeLV), un virus extenso e incurable que generalmente suprime el sistema inmunológico de un micifuz, es la causa más popular de cáncer en los gatos. El FeLV es específico de la especie, por lo que los humanos y los perros no están en peligro.

Regalado que los gatos FeLV + y FIV + pueden ser portadores de otras enfermedades contagiosas, se recomienda que ciertas personas inmunodeprimidas eviten el contacto con esos gatos.

Cómo se propaga el FeLV

Aunque el virus FeLV tiene una vida √ļtil limitada fuera del cuerpo de solo dos o tres horas, todav√≠a puede propagarse de varias maneras:

  • A los fetos en el vientre de la superiora micifuz.
  • Para criar gatitos, a trav√©s de la lactosa materna.
  • A trav√©s de la saliva (bocados, aseo mutuo y, a veces, platos de comida compartidos)
  • A trav√©s de las secreciones nasales ‚Äď frot√°ndose la hocico o a trav√©s del aseo mutuo
  • A veces, a trav√©s de la orina y las heces compartiendo cajas de arena o utilizando las mismas √°reas al meteorismo vacante para dejar los desechos del cuerpo

Prevención del virus de la leucemia felina

Aunque se dispone de una vacuna contra el FeLV, no se considera que sea una vacuna b√°sica. Cae en una categor√≠a singular, y la AAFP (Asociaci√≥n de Practicantes Felinos) no no Lo recomiendo de forma rutinaria, pero recomienda una toma original para todos los gatitos, y lo recomienda para gatos en suspensi√≥n peligro (gatos de interiores y exteriores). El motivo de estas recomendaciones es la posibilidad de VAS (sarcoma asociado a la vacuna), que puede ocurrir en el sitio de la inyecci√≥n. Encima, el protocolo para ordenar la vacuna contra el FeLV es ¬ęen la pata trasera izquierda¬Ľ, para permitir la amputaci√≥n en caso de VAS.

Síntomas de FeLV

Algunos de los síntomas son similares a varias otras enfermedades y, si no se diagnostican temprano, pueden empeorar progresivamente durante meses o incluso abriles. Incluyen, pero no se limitan a:

  • Par√°lisis
  • Pelliza mon√≥tono, √°spero
  • Enfermedad lingual dolorosa, que incluye piorrea y estomatitis, que conduce a:
  • Poco apetito, lo que resulta en una p√©rdida de peso lenta pero constante
  • Enc√≠as p√°lidas, correcto a la anemia.

Diagnosticando FeLV

Existen dos examen de cepa para diagnosticar el FeLV:

  1. Elisa
    La prueba ELISA se puede hacer en su cl√≠nica veterinaria y determinar√° si hay virus de FeLV en la cepa. El estado original de FeLV se ardor ¬ęViremia¬Ľ, textualmente, ¬ęvirus en el torrente sanguino¬Ľ. Algunos gatos con sistemas inmunitarios saludables pueden patear FeLV en esa etapa y permanecer libres de FeLV, con el virus dejando sus torrentes sangu√≠neos. Su veterinario probablemente solicitar√° una segunda prueba ELISA unos meses luego. Si esa prueba permanece clara, es probable que su micifuz permanezca vacante de FeLV de por vida.
  2. La prueba IFA debe enviarse a un laboratorio, y es posible que su veterinario quiera ordenarlo para confirmar los resultados positivos de una segunda prueba ELISA. La prueba IFA solo detectar√° la etapa de viremia del virus. Por lo tanto, un micifuz que da positivo en la prueba IFA probablemente ser√° infectado de por vida.

Tratamiento de gatos FeLV +

Al igual que el FIV, el FeLV ataca el sistema inmunol√≥gico, y la crimen a menudo se produce a partir de una enfermedad ¬ęautostopista¬Ľ, como una infecci√≥n, en espacio de hacerlo por el retrovirus en s√≠.

Potencial ¬ęEnfermedades del autostopista:

  • FIP (peritonitis infecciosa felina)
  • C√°ncer, como el linfoma
  • Otras infecciones secundarias, que pueden ser conveniente benignas si se diagnostican y tratan r√°pidamente en gatos sanos normales, incluidas las URI (infecciones respiratorias superiores, infecciones urinarias (infecciones del tracto urinario, como FLUTD), infecciones por hongos, ti√Īa o toxoplasmosis, esta √ļltima normalmente conveniente leve En gatos hasta el punto de no ser detectable.

Regalado que no existe un tratamiento conocido para el propio FeLV, el tratamiento frecuente se limitará a aquellas enfermedades secundarias que han atacado el sistema inmunitario débil del micifuz.

Terapia empírico:

Algunos veterinarios est√°n dispuestos a prescribir ciertas terapias homeop√°ticas o ¬ęnaturales¬Ľ para gatos con el virus FeLV. No medique a su micifuz sin consultar primero con su propio veterinario, y espere que su veterinario vigile cuidadosamente estas terapias. Dos de las terapias m√°s com√ļnmente prescritas son:

  • Alfa de interfer√≥n humano:
    Se suministra una f√≥rmula veterinaria y el n√≠tido se administra por v√≠a hablado. Hay mercanc√≠a secundarios potencialmente da√Īinos y la efectividad puede perderse en un per√≠odo de semanas.
  • L-lisina:
    Adecuado sin fórmula en algunas tiendas de alimentos para mascotas o en orientación. La L-lisina se presenta en forma de polvo para mezclarse con los alimentos; Como gel, y como golosinas con sabor. Actualmente le estoy dando a uno de mis gatos L-lisina manejo diariamente por una afección no relacionada. Sin retención, los recibí de mi veterinario e insto a que consulte a su veterinario ayer de comprar L-Lysine de cualquier forma.

El zaguero pronóstico

Si adecuadamente algunos tratamientos pueden obtener tiempo al curar una enfermedad secundaria, y otros pueden hacer que la vida cotidiana del micifuz sea más cómoda, la triste verdad es que, en la ahora, el FeLV se considera una enfermedad mortal y el micifuz morirá ayer. luego. Esto es difícil de aceptar, pero no hay garantías en la vida, y nadie de nosotros puede predecir el futuro.

Renuncia: El autor de este artículo no es un veterinario. Su propio veterinario siempre debe ser su primera fuente de tratamiento y consejos de atención para un micifuz enfermo, independientemente de la naturaleza de la enfermedad. Este artículo está destinado solo a darle un punto de partida para hacer su propia investigación para que pueda tomar una intrepidez informada, en caso de que sea necesario.

Deja un comentario